Acerca de José A. Merlo Vega

Profesor de Biblioteconomía y Documentación de la Universidad de Salamanca.

Con mis RSS a cuestas

¿Usabas Google Reader y estás pensando a dónde migrar tus suscripciones? Date prisa si quieres disponer de una copia de todos los enlaces que has ido acumulando y migrarlos directamente a otro lector de RSS.

Google Reader conserva las suscripciones sólo hasta el 15 de julio de 2013.

¿Cómo hacemos una copia entonces?

1. Haz una copia, pero ya, de tus suscripciones. Para ello, vete a Google Takeout e idéntificate con el usuario que usaras en Google Reader.

2. Google Takeout es la herramienta de Google desde la que se pueden conseguir copias de nuestros datos en cualquier servicio de Google. Como seguro que usas alguno más, es mejor que selecciones sólo Google Reader.

  • Una vez identificado, elige Seleccionar servicios y en la lista selecciona Google Reader

3. Elige Crear archivo, para comenzar la descarga. Google te abrirá otra página y te mostrará el estado de la descarga. Cuando acabe, elige la opción Descargar.

  •  Habrás descargado un archivo comprimido (zip) con el nombre de tu cuenta, pero de entre todos los ficheros nos interesa un archivo especialmente: subscriptions.xml. Descomprime el zip y guarda (bien) el archivo subscriptions.xml.

4. El archivo subscriptions.xml contiene todas nuestras suscripciones y las carpetas que habíamos creado en Google Reader. Este fichero es el que usaremos para importarlas al lector que elijamos.

  • El archivo subscriptions.xml es el OPML, el fichero codificado con toda la información de las carpetas y suscripciones RSS de nuestra cuenta, que vamos a necesitar para importar todos nuestros enlaces a cualquier otro lector.

¿Y a dónde nos vamos ahora?

Pues esto es como los helados, que a cada uno le gusta de un sabor (y hay gente rara a la que ni les gustan). Yo os voy a dar tres opciones, las que mejor conozco:

  1. Feedly http://www.feedly.com
  2. The Old Reader http://theoldreader.com
  3. Digg Reader http://digg.com

En los tres casos se puede importar el archivo OPML que hemos descargado de Google Reader con toda la información.

¿Sí, pero tú con cual te quedarías?

Pues yo he usado los dos primeros, estoy contento con Feedly en dispositivos móviles y con Old Reader en web, pero llevo unos días probrando Digg y creo que me quedaré con él, porque tiene diferentes utilidades que me están sirviendo mucho:

  • Administra RSS: suscripciones, carpetas, no leídos, fácil reorganización de contenidos.
  • Usa servicios de lectura diferida: Pocket, Readability, Instapaper.
  • Envía directamente las noticias a redes sociales (Twitter, Facebook)
  • Permite recomendaciones en el propio Digg y guardar favoritos.
  • Genera RSS de nuestros favoritos y recomendados.
  • Facilita la consulta a las noticias más recomendadas.
  • Permite exportar el OPML de Digg Reader (como XML)

Suena bien, ¿cómo importamos a Digg las suscripciones?

Digg es un clásico de la web 2.0, ya que fue uno de los primeros servicios de noticias participativas, tipo Menéame (o al revés). Nada más que Google anunció que cerraba su reader, ellos anunciaron que se ponían a construir uno. Desde hace poco tiempo está disponible y todavía siguen haciendo mejoras para conseguir que de verdad sea el sustituto de Google Reader. Si quieres migrar tu OPML a Digg:

  • Desde la página principal Digg Reader http://digg.com elige Digg Reader. Identifícate con cualquier cuenta (Twitter, Facebook, Google, Digg). Te pedirá la típica autorización para conectar servicios. Una vez identificado, ya has creado una cuenta, así que ya puedes importar.
  • Te invitará a exportar tus RSS de Google Reader, como ya lo hemos hecho, nos lo saltamos, que eso de Skip-Skip nos alivia mucho.
  • Estamos en el escritorio de Digg Reader, en la esquina superior está la ruedecita de configuración, vamos a ella (Settings).
  • Busca Digg Reader – Import OPML / Google Takeout – Upload. Casi está: ahí selecciona Upload.
  • Elige Upload your data y selecciona el famoso archivo subscriptions.xml, que descargamos de Google Reader.
  • Digg Reader deberá importar sin problemas todo tu contenido en Google Reader, tanto la estructura de carpetas como los suscripciones. 

No perdemos nada por probarlo, eso sí, no perdáis el archivo OPML de Google Reader, por si queréis probar con cualquier otro servicio disponible o de los que irán apareciendo. Como siempre, comentarios abiertos para ideas o recursos.

Digg Reader

Libros electrónicos para bibliotecas públicas

La Secretaría de Estado de Cultura ha convocado una licitación para la contratación de licencias de libros electrónicos y de la plataforma que gestione su préstamo en bibliotecas públicas. Se trata de una noticia excepcional, al menos por tres razones:

  1. Porque la Subdirección General de Coordinación Bibliotecaria inicia con fuerza una política nacional de expansión del libro electrónico en las bibliotecas españolas.
  2. Porque se convoca el concurso tanto para la compra de licencias de libros como para el uso de la plataforma que permita prestarlos en bibliotecas.
  3. Porque la creación de una plataforma nacional de préstamo de libros electrónicos para bibliotecas públicas alivia el escandoloso descenso en las adquisiciones que han sufrido las bibliotecas públicas.

El concurso acaba de abrirse y ahora es el momento de que editores y empresas hagan las mejores ofertas para que todos podamos disfrutar del revolucionario servicio que es disponer de una plataforma nacional de préstamo de libros electrónicos desde bibliotecas públicas. Una vez adjudicado, el plazo de ejecución será de 14 meses, pero el proceso ya está en marcha, por lo que los usuarios podemos felicitarnos.

El anuncio de la contratación es para la “Adquisición de licencias de uso de libros electrónicos (e-books) para su préstamo a través de las Bibliotecas Públicas, así como la implantación de un sistema de gestión informática“. El valor económico total de la inversión es de 1.705.785,12 €, que se dividen en diversos lotes de diferente valor en función de los contenidos. Se trata de lotes por tipos/temáticas de libros electrónicos, más el correspondiente a la plataforma de gestión del préstamo de los libros.

El traje nuevo de Biblioblog

Biblioblog cumple 10 años y, para celebrarlo, se ha hecho un traje nuevo. Además, ha decidido que era buen momento para buscarse su propio rincón y se ha ido a vivir a biblioblog.org, tan ricamente. El traje es diferente pero las intenciones siguen siendo las mismas: informar, comunicar, opinar, transmitir, relacionarse, com-part-tir… porque sabemos que lo esencial de un blog como éste es la relación que tenemos con quienes nos leen, para quienes escribimos, con quienes intercambiamos opiniones. Por eso, Biblioblog quiere seguir estando presente en los medios sociales profesionales de la única manera que sabe hacerlo, hablando de lo que nos gusta: bibliotecas, lectura, tecnologías, medios sociales, información y bibliotecas, una vez más, bibliotecas, que son nuestro entorno, nuestro referente, el medio más social que conocemos. Continuaremos dedicando artículos, noticias y opiniones a las bibliotecas desde cualquiera de sus aristas.

biblioblog4Seguiremos pendientes de experiencias creativas, tecnologías que aportan vida a la vida y bibliotecas que tienen algo que decir; porque pensamos que nuestro colectivo se reinventa constantemente y queremos ser parte de esa efervescencia. Nuestro traje nuevo muestra nuestra intención efervescente. Somos gente de vino, pero también aficionados a los experimentos con gasesosa, así que Biblioblog será el tinto de verano de los blogs profesionales. O el tinto reserva o la caña o el café de la tarde o cualquier cosa que te apetezca. A veces estaremos más cargados, otras más regalones, porque pensamos que los blogs siguen siendo necesarios. En los diez años de Biblioblog los sistemas de comunicación profesionales han evolucionado y por simple darwinismo se han ido manteniendo los que tienen una función, algo que ofrecer. Ahí están las listas de distribución, con las que no pueden mil tuis, y aquí siguen los blogs, como espacios de comunicación ágil, como altavoces, tablones y, como no, bitácoras de viaje.

Crecer significa hacerse mayores o maduros, que es un término más amable. En Biblioblog seguimos creciendo y como hemos venido haciendo, a nueva edición, nuevo compañero de camino. Hoy estrenamos Biblioblog, 4ª edición y damos la bienvenida a Jordi Serrano (@jserranom), quien aporta su experiencia en tecnologías y bibliotecas universitarias y, sobre todo, su capacidad para estar al día de todo, antes que todos. Junto a Jordi estamos Natalia Arroyo (@narroyo), quien ha hecho de los medios sociales su medio de vida; Fernando Juárez (@ferjur), inquieto, peleón y pendiente de la realidad más cercana; y José Antonio Merlo Vega (@merlovega), que pasa sus días entre tarimas, presupuestos y la cocina de proyectos. Y tú. Porque sabemos que el nuevo hogar de Biblioblog está rodeado de vecinos con mucho que compartir.

El primer mensaje de Biblioblog, el 24 de mayo de 2003, empleaba una original terminología marinera para referirse al inicio del viaje; diez años después podemos decir, siguiendo tan originales, que la travesía continúa, con más fuerza, con cuatro miradas que observan, desde distintos ángulos, el mismo horizonte. Vamos a ello.

Fernando, Jordi, Jose y Natalia

12 servicios en línea que ayudan a informarse y a informar

[Biblioblog] Quienes vivimos de dar información necesitamos estar informados. Cada vez es más sencillo recibir información, seleccionar enlaces, organizar contenidos, acceder a documentos o preservar recursos. El objetivo: emplear sólo el tiempo imprescindible para obtener toda la información que necesitamos. La realidad: el exceso de información requiere invertir mucho tiempo para conseguir estar actualizados y mantener organizados los recursos necesarios. La solución: emplear servicios que permitan recibir la información que necesitamos, así como organizarlos y acceder a ella cuando sea necesario. El consejo: dedica el menos tiempo posible a la recopilación de información. El otro consejo: dedica todo el tiempo que sea necesario para conocer herramientas, servicios y técnicas que permitan:

  • recibir de forma automática la información que necesites,
  • seleccionar la información y recursos que sean de tu interés,
  • organizar los contenidos para su localización inmediata,
  • almacenar los documentos para su consulta posterior y
  • difundir y compartir los recursos demandados

 

Existen múltiples formas de realizar estas operaciones, pero voy a resumirlas agrupadas en 12 servicios, con la intención de ofrecer algunos recursos que son especialmente útiles para realizar estas operaciones (informarse para informar). Y hoy 12/12/12 es un buen día para compartir 12 servicios, a las 12:12, a modo de cábala. Se trata nada más de una selección personal -incluso íntima- de los servicios que empleo de forma cotidiana.

12.12.12

12 servicios de información para informarse, hoy (12/12/12, 12:12)

 1. Redes sociales. Nadie duda de la utilidad de las redes sociales ¿o todavía estamos en ello? Desde mi punto de vista, es indispensable estar en Twitter (sí, para mí es una red social, aunque es también es más que eso) y, porque la realidad es la que es, al menos también deberíamos estar en Facebook, sacándole el provecho informativo que tienen sus grupos de interés que, aunque se reproducen por esporas, permiten que nos integremos en aquéllos que sean de nuestros ámbitos, para poder recibir las actualizaciones de otras personas con los mismos intereses. En ocasiones he empleado Buffer para programar “tuits”, algo que es útil, pero que conlleva que Twitter desconfíe de ti. Por otra parte, una buena solución para agrupar nuestra presencia en redes es HootSuite, muy recomendable para consulta desde dispositivos móviles. ¿Y redes científicas? Sí, existen y pueden ser útiles. En mi opinión, ResearchGate es de las pocas que merecen la pena en este momento (12/12/12). Hay muchas más, pero sólo quiero pararme en las que utilizo con frecuencia, como haré en el resto de las categorías.

2. Sindicación de contenidos. Sigue siendo el gran descubrimiento del mundo 2.0, aunque también siga siendo habitual que hables de ello, te escuchen con interés y te pregunten después ¿cómo pude vivir sin saberlo? A día de hoy (12/12/12) el servicio más recomensable para mí es Google Reader. Simple, sencillo y lleno de utilidades: compartir con redes, enviar a sistemas de lectura o almacenamiento, crear hilos de sindicación a partir de conjuntos de recursos sindicados, ser un medio para exportar contenidos que se vean en otras páginas o servicios, …  Lo dicho, un filón, que ha demostrado hacer muy bien su función: seleccionar contenidos sindicables, organizarlos, recibirlos desde donde queramos o enviarlos a donde sea necesario. Realmente, uso Google Reader desde su web cuando trabajo con un ordenador, desde su aplicación específica si estoy con tableta Android y desde la aplicación Feedly, si uso dispositivos iOS. También integro algunas carpetas de mi “reader” en servicios de descubrimiento de los que hablaré en unos párrafos.

3. Curación de contenidos. Sí, la palabreja se quedará con nosotros, amigos curators. A medida que se selecciona información es útil ofrecer u ofrecérnosla en un entorno agradable y fácil de construir. Esto es, necesitamos usar sistemas que permitar decidir qué informaciones queremos salvar y una plataforma para agruparlas, difundirlas y organizarlas. A menudo estos servicios son escaparates de contenidos ajenos (o redes tejidas de retales). No soy un usuario especialmente atraído por este tipo de herramientas, pero reconozco su utilidad actual (12/12/12) y por algo son muy usados servicios como Pinterest, Storify, Scoop.it o Paper.li. No, no voy a entrar en disquisiciones conceptuales, ya que concibo como servicios de curación a los que permiten seleccionar fuentes externas y agruparlas de forma conjunta. Los citados en estas líneas y algunos servicios de los que desgrano en esta nota sirven para esa función.

4. Favoritos sociales. ¿Por qué olvidarse de estas herramientas, si siguen siendo extraordinariamente útiles? Parece que ya no se llevan los servicios que permiten seleccionar enlaces, describirlos, etiquetarlos,… organizar la web de forma personal, en definitiva. Mi favorito entre los favoritos sigue siendo Delicious, un clásico eterno. Sus idas y venidas, sus cambios de empresas y políticas le quitaron presencia, pero sigue ahí, ahora (12/12/12) en plena modernización y para mí siempre fue una herramienta de apoyo que me ha permitido encontrar “aquella página que un día descubrí y que ahora no me acuerdo de cómo se llamaba, pero que trataba de…”. Muchos de los que se fueron de Delicious están en Diigo, porque tampoco hay mucho más en esta línea que merezcan la pena. Estas herramientas permiten exportar los recursos, integrarlos en otras fuentes, seguir a usuarios similares y otras utilidades que conviene conocer para emplearlas de forma constructiva y creativa.

5. Gestión bibliográfica. Administrar referencias de documentos o bien referencias junto a sus documentos completos es algo totalmente necesario. Los gestores bibliográficos son indispensables para organizar la bibliografía que empleamos y para poder trabajar con ella de forma sencilla, exportando referencias o compartiendo la información bibliográfica o el documento. Dos son los servicios abiertos que empleo y que recomiendo Zotero y Mendeley, además en este grupo hay herramientas comerciales de indiscutible utilidad. Me quedo con los dos citados, ya que ambos parten de la misma filosofía: seleccionar referencias en espacios privados (ordenador o equipo local) además de remotos (cuenta en línea), con opciones de importación/exportación y posibilidades de creación de grupos abiertos. Mendeley cobra la delantera porque también tiene aplicación para dispositivos móviles, algo esencial hoy (12/12/12).

6. Descubrimiento de contenidos. Vamos a llamar así a los servicios que permiten ser configurados para recibir informaciones de temas de nuestro interés, ya sea a partir de fuentes seleccionadas por nosotros (por ejemplo, desde servicios de sindicación) o porque los mismos servicios extraen información de fuentes afines, notas de blogs, selecciones de webs o de publicaciones que se ajustan a nuestros perfiles informativos. La mayoría de estos servicios permiten partir de fuentes conocidas o empleadas en Google Reader, por ejemplo, como ocurre con Flipboard, pero en otras, como Zite, el punto de partida es la web en general y poco a poco se va perfeccionando para recibir información pertinente sobre nuestros temas. También es recomendable en este momento (12/12/12) la aplicación Google Currents, disponible para tabletas y móviles, aunque se trata de un servicio para decir de qué fuenes te gustaría recibir información, con lo que se pierde la idea de descubrimiento: el servicio te ofrece informaciones de tu interés, seleccionadas a partir de las preferencias que se han ido indicando.

7. Lectura diferida de información. Doy este nombre, coherente con su utilidad, a los servicios “leer más adelante”, “enviar para su lectura”, “guardar para leer después”… Las herramientas que permiten seleccionar páginas, noticias o párrafos para su lectura posterior son esenciales para que la fase de selección de informaciones se realice de forma estructurada. Mediante herramientas como las de sindicación de contenidos o las denominadas de descubrimiento de contenidos se va a localizar abundante información de interés a primera vista, que gracias a estas utilidades de lectura diferida se pueden almacenar para su posterior revisión y uso. En este momento (12/12/12) estoy empleando esencialmente Pocket, tanto como aplicación para dispositivos móviles como en web, mediante su extensión para Firefox. Son muchos los que prefieren la aplicación Evernote, que me consta que es muy recomendable.

8. Lectura de libros electrónicos. Si hablamos de lectura de libros electrónicos tenemos que suponer que estamos leyéndolos desde tabletas o desde lectores de libros electrónicos. Si hablamos de lo mismo, os cuento que hoy (12/12/12) empleo sobre todo la aplicación del clásico Adobe Reader para los pdf (en cualquier dispositivo), el lector de Kindle para los mobi (en cualquier dispositivo), la aplicación iBooks para epub (en dispositivos iOS) y Kobo o iBooks (en dispositivos Android). Aquí no me caso con nadie, que se peguen entre ellos, que me quedo con lo más conveniente según el formato o el dispositivo que emplee (que son varios, como veis). Entre las redes de lectores y/o servicios de lectura en línea destaco 24Symbols, con aplicacións para iOS y para Android, que integra aplicación para leer los libros de tu biblioteca dentro de este servicio de lectura participativa.

9. Presentación de documentos. Con frecuencia necesitamos alojar documentos en un servidor para insertarlos en otra publicación, como suelen ser blogs o contenidos web. Para ello, los recursos más empleados siguen siendo Slideshare, en cuanto a presentaciones tipo “power point”, así como Issuu, Calaméo (con aplicación iOS) o Scribd para documentos de texto, boletines, informes, etc. Se trata de herramientas que llevan tiempo disponibles y que todavía hoy (12/12/12) siguen siendo recomendables, tanto como servicios para alojar nuestros contenidos como para emplearlos a modo de almacén desde el que obtener recursos para insertar o embeber en otras fuentes de nuestra creación. En este apartado se debe incluir Prezi, con muchos seguidores y que también empleo en determinadas ocasiones, especialmente para aquellas ocasiones en las que el continente es tan importante como el contenido (o más).

10. Reproducción de recursos audiovisuales. Al igual que en la categoría anterior, a menudo es necesario disponer de espacios para alojar imágenes, vídeos o grabaciones de audio, ya sea para disponer de un servicio externo en el que depositar nuestra producción audiovisual o para emplearlos como recursos de apoyo, en el caso de que queramos insertar audios, vídeos o imágenes en otra publicación, como un blog o una página web. Para esta utilidad siguen siendo útiles Youtube y Vimeo para vídeo, Flickr y Picasa para imágenes e iVoox para audios. Aquí no os descubro ningún mundo; además de que hay bastantes sitios útiles para estas utilidades, yo os cuento simplemente los que estoy empleando ahora (12/12/12), consciente de que hay mucho más que decir y de que digo recursos poco novedosos, pero útiles.

11. Almacenamiento de documentos. Preservar para la posteridad (o no) documentos que necesitamos, almacenándolos en un servidor remoto, o disponer de un espacio para compartir archivos que queremos editar de forma conjunta o dar a conocer a un grupo de personas, es posible gracias a servicios remotos de conocida reputación, como son Dropbox y herramientas similares. Uso este servicio (vía web y apps) para almacenar y compartir archivos; además, empleo Google Drive, cuando quiero compartir documentos para su revisión simultánea con personas con las que estoy trabajando (o no). También en este caso, haber más servicios, los hay, pero estos son a los que más partido les estoy sacando hoy (12/12/12) . Además, debo añadir que, para emplear archivos de Office en dispositivos móviles, es muy recomendable emplear CloudOn, una aplicación que me ha resuelto algún problema en viajes o desplazamientos.

12. Publicación de contenidos. Informarse para informar, ésa es la máxima. Muchas de las utilidades anteriores son servicios para personalizar nuestras técnicas de autoinformación y algunos sirven además para difundir los recursos que hemos seleccionado; pero, cuando necesitamos publicar contenidos propios en servicios abiertos y participativos, lo más conveniente es emplear plataformas de blogs. Para ello, siguen siendo excepcionales WordPress y Blogger, que son empleados (12/12/12) por la inmensa mayoría de los blogueros (nosotros en Biblioblog comenzamos en Blogger y ahora usamos WordPress). También recomiendo de forma muy decidida la creación de contenidos en Tumblr, que permite la integración de utilidades de publicación de blogs con las de las redes sociales o las de curación de contenidos. No sé por qué en España no ha tenido el éxito que tiene en otros países, será por el nombre, pero como herramienta es sencilla, fácilmente adaptable a nuestras necesidades, está disponible para móviles y permite resultados de primer nivel. Por último, para publicación de contenidos hay que seguir mencionando plataformas de wikis como Wikispaces, Google Sites para sitios web o AboutMe para la publicación de páginas informativas.

Nada más, que no se trataba de dar una charla sobre recursos 2.0 ni de hacer una revisión de lo mejor de cada categoría. Hoy es 12/12/12, creo que ya lo he dicho, y para celebrarlo (¿por qué no?) os he expuesto las herramientas que más empleo para los 12 servicios básicos que utilizo para informarme y para difundir información, todos ellos gratuitos y disponibles de forma sencilla para quien considere que puedan serles útiles. Ésa ha sido mi intención: ser útil. Siempre estarán abiertos los comentarios para ampliar y recomendar más servicios, que el mundo no termina hoy (12/12/12) y somos seres ávidos de recibir información.

 

La evolución del sector: la visión de los profesionales

Nexo, boletín de Doc6

[Biblioblog] Nexo es el boletín informativo que edita Doc6 y desde el que difunde noticias no sólo de sus servicios y productos, sin también sobre innovación, tecnologías aplicables a centros de información y experiencias notables llevadas a cabo en archivos y bibliotecas de todo el mundo. A partir de 2008, con motivo del 20º aniversario de esta empresa, en esta publicación se recogen las prospectivas de profesionales de la información en relación al sector de la información y la documentación. En el número 59 de junio de 2012 se publicó mi opinión sobre la pregunta que los redactores de Nexo realizan sobre las tendencias en nuestros ámbitos. Copio y pego la pregunta y mis respuestas.

¿Cuáles crees que pueden ser las tres principales líneas de innovación en el sector en los próximos años?

Los tres ámbitos hacia los que se debe tender pueden resumirse en: necesidad de la integración de recursos, enriquecimiento de los servicios remotos y aumento del protagonismo real de los usuarios.

En primer lugar, la integración efectiva de los datos de los documentos que una biblioteca posee o tiene contratados (catálogo, repositorio, recursos comerciales, fuentes abiertas) es una demanda que se consigue mediante el empleo de estándares interoperables y tecnologías semánticas. Además, los catálogos y repositorios deben ofrecerse en forma de datos abiertos, para que estén presentes en buscadores académicos y recolectores.

En segundo lugar, los servicios telemáticos son prioritarios, por lo que la información debe adaptarse a todo tipo de dispositivos, plataformas y formatos. En este aspecto, los retos actuales son, por parte de las bibliotecas, la creación de información para dispositivos móviles y, por parte de los editores, la distribución de libros electrónicos que puedan ser tratados en las bibliotecas en las mismas condiciones que un libro impreso.

En tercer lugar, los usuarios serán los protagonistas de la actividad bibliotecaria, incrementando la relación con los mismos a través de las tecnologías participativas, apoyándoles en sus demandas de información y guiándoles en los recursos disponibles.

[El espacio en el boletín no daba para más, pero seguiremos opinando sobre este tema y difundiéndolo desde nuestro Biblioblog]

La investigación en alfabetización informacional: dos publicaciones destacadas

[Biblioblog] El estudio de la alfabetización informacional sigue estando muy presente en la investigación especializada en Biblioteconomía y Documentación. Así lo demuestran los constantes artículos que se difunden en publicaciones profesionales y las diferentes tesis doctorales dedicadas a las bases y las prácticas de la formación en información, sea cual sea la denominación empleada. En esta nota de Biblioblog queremos destacar la publicación de dos trabajos de 2012 de especial interés para los profesionales de habla hispana: el monográfico de la Revista Española de Documentación titulado Competencias sin competencia: la ALFIN y sus circunstancias y la obra Tendencias de la Alfabetización Informativa en Iberoamérica, editada por el mexicano Instituto de Investigaciones Bibliotecológicas y de Información. En ambos casos, se trata de obras colectivas, con aportaciones teóricas y prácticas de las personas más destacadas en el desarrollo conceptual y en la aplicación de la alfabetización informacional.

La Revista Española de Documentación Científica (REDC) editó en julio de 2012 un monográfico especial dedicado a la alfabetización informacional, que lleva el título genérico de Competencias sin competencia: la ALFIN y sus circunstancias, cuya coordinación ha sido labor de Andoni Calderón Rehecho, profesional de la Biblioteca de la Universidad Complutense de Madrid, autor de publicaciones relevantes en este tema, como el Informe APEI sobre alfabetización informacional, y con experiencia internacional en esta materia como Secretario de la IFLA Information Literacy Section. Es destacable que la REDC haya dedicado un monográfico a la formación en información, ya que realizar números especiales es algo poco habitual en los planes editoriales de esta revista; este hecho hace más significativa la importancia de que una de las revistas especializadas en Información y Documentación más destacadas en España haya querido dedicar un número monográfico a la alfabetización informacional, que además se ofrece en acceso abierto.

El número se abre con el artículo El fin de la ALFIN, del propio coordinador Antonio Calderón-Rehecho, quien presenta los contenidos de este monográfico y repasa las principales iniciativas de tipo documental desarrollas en España, como son el portal ALFARED y el Grupo de Trabajo de Consejo de Cooperación Bibliotecaria (GTALFIN) o la actividad de REBIUN en esta materia. A continuación, Nieves González Fernández-Villavicencio sitúa el estado de la brecha digital en España y presenta las competencias de distintos tipos que demanda la sociedad en su colaboración Alfabetización para una cultura social, digital, mediática y en red, donde además incluye prácticas ejemplares en torno a la alfabetización digital, como el trabajo CI2, competencias informáticas e informacionales de REBIUN y CRUE/TIC, el programa Biblioredes del gobierno chileno o el Plan Alba de la comunidad andaluza.

La formación en competencias digitales también es tratada por Manuel Area y Amador Guarro en su trabajo La alfabetización informacional y digital: fundamentos pedagógicos para la enseñanza y el aprendizaje competente. El planteamiento en este caso es más relacionado con la pedagogía, fundamentalmente centrado en el aprendizaje por competencias. De igual forma, Carles Monereo y Antoni Badia dan un enfoque educativo a su colaboración en este número especial de la REDC. Así, defienden el papel de las bibliotecas en la formación en competencias informacionales y describen diferentes métodos formativos en el artículo que firma bajo el título La competencia informacional desde una perspectiva psicoeducativa: enseñanza basada en la resolución de problemas prototípicos y emergentes.

El especial de la REDC incluye también aportaciones orientadas hacia la actividad de bibliotecas escolares, públicas y universitarias. Así, Anna Blasco Olivares y Glòria Durban Roca estudian La competencia informacional en la enseñanza obligatoria a partir de la articulación de un modelo específico, mientras que María Pinto y Alejandro Uribe Tirado hacen lo propio con Las bibliotecas públicas híbridas en el marco de la Alfabetización Informacional, donde presentan buenas prácticas en ALFIN en diferentes bibliotecas públicas españolas e iberoamerianas; por último, Carmen Julia Hernández y José Manuel Erbez se centran en La formación en competencias de la biblioteca de la Universidad de La Laguna en el contexto de la cooperación universitaria. En la contribución de Blasco y Durban se ofrece un útil modelo de referencia para la sistematización de la competencia informacional en la enseñanza obligatoria, que denominan Modelo de Tres Fases, basado en normas internacionales y mediante el que se consigue estructurar la formación en información adaptándola a los niveles educativos y adaptando el contenido de las competencias de forma progresiva.

La segunda aportación reciente sobre alfabetización informacional que queremos destacar en Biblioblog es la obra que ha publicado el Instituto de Investigaciones Bibliotecológicas y de Información (IIBI), sucesor del Colegio Universitario de Investigaciones Bibliotecológicas (CUIB). El IIBI ha editado en junio de 2012 la monografía Tendencias de la Alfabetización Informativa en Iberoamérica, que ha sido coordinada por Patricia Hernández Salazar y en la que participan profesionales e investigadores de Iberoamérica. El planteamiento de la obra es dotar a la bibliografía profesional de contribuciones teóricas y de experiencias prácticas, que sirvan para el desarrollo de programas y actividades sobre alfabetización informacional. De esta forma, la obra se distribuye en varios bloques, en los que se reúnen los capítulos afines, según se presenta a continuación.

El primer grupo de artículos se denomina La alfabetización informativa como un proyecto nacional, si bien, recoge contribuciones de tipo contextual, más otras que sí tratan del desarrollo de la ALFIN en un país concreto (Colombia, Chile) o bien en situaciones particulares de comunidades educativas (México). Es especialmente el capítulo teórico en el que se ofrece la evolución del concepto y se reúnen las bases internacionales. Las contribuciones que integran este primer bloque son los siguientes:

  • Contexto teórico de la Alfabetización Informativa. Hernández Salazar, Patricia PDF HTML

  • Las Políticas de Información en el marco de los estudios sobre la alfabetización informativa.
    Sánchez Vanderkast, Egbert J. PDF HTML

  • A Alfabetização Informativa e a inclusção na sociedade da informação. Suaiden, Emir José PDF HTML

  • Estado del arte de la Alfabetización Informacional en Colombia. Uribe Tirado, Alejandro PDF HTML

  • La Alfabetización en Información: una necesidad desde la educación primaria. Reusch Hevia, Ana María PDF HTML

  • ALFIN para alumnos de educación primaria: propuesta de modelo y perspectivas de aplicación. Vega Díaz, María Guadalupe y Rojas Drummond, Sylvia PDF HTML

El grupo de artículos más numeroso lo forma la parte denominada Experiencias de formación de usuarios y de habilidades informativas en educación superior, donde muestran ejemplos de programas ALFIN desarrollados fundamentalmente en universidades mexicanas (UNAM, UACJ, IPN, UASLP, TEC), aunque también hay ejemplos de Puerto Rico. Esta sección la integran los siguientes artículos:

  • La formación de usuarios en el Centro de Enseñanza de Lenguas Extranjeras de la UNAM: una experiencia de trabajo de más de diez años. Valdez Ramos, Jesús PDF HTML

  • El desarrollo de competencias informativas en estudiantes universitarios. Una visión sobre avances y perspectivas desde la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez. Cortés, Jesús PDF HTML

  • Programa de Desarrollo de Habilidades Informativas de la Dirección General de Bibliotecas de la UNAM. Rovalo Sandoval, María de Lourdes PDF HTML

  • Comunidad de Práctica de Destrezas de Información de la Universidad de Puerto Rico (UPR): colaborar y compartir conocimiento hacia una misma meta. Domínguez, Noraida; Hernández, Yesenia; Pérez, Magda PDF HTML

  • Experiencias en formación para la información en el Instituto Politécnico Nacional. Angulo Marcial, Noel PDF HTML

  • Desarrollo de la formación de usuarios en el Sistema de Bibliotecas de la UASLP, ¿hacia la alfabetización informativa? Mireles Cárdenas, Celia y Figueroa Barragán, Laura PDF HTML

  • Estudiantes universitarios ¿nativos digitales? Una reflexión sobre sus competencias tecnológicas y su formación en competencias. Ortega Gutiérrez, Enedina PDF HTML

También pueden ser consideradas experiencias las que se difunden desde el tercer bloque de esta monografía, presentado bajo el epígrafe de La alfabetización informativa y el sector cultural. También corresponden a experiencias mexicanas, tanto de bibliotecas públicas como del sector cultural patrimonial. Esta parte de la obra incluye dos artículos:

  • Alfabetización Informativa, asignatura pendiente en la Red Nacional de Bibliotecas Públicas. Bañuelos Beaujean, Daniel PDF HTML

  • Información y educación no formal en el Instituto Nacional de Antropología e Historia a través de su Programa de Trabajo.Nájera Pérez, Miguel PDF HTML

Formación profesional para alfabetizar informativamente es el título de la última sección, que se centra en la actividad de los profesionales de las bibliotecas como formadores. La última parte también está formada por dos colaboraciones; en la primera se trata sobre la necesidad de la ALFIN en México, así como acerca de la formación en información del profesorado de la UNAM y sobre la inclusión de materias relacionadas con ALFIN en las titulaciones de Información y Documentación de México, En la segunda colaboración se trata de la labor de los profesionales de las bibliotecas académicas como formadores, incluyendo una nueva perspectiva, como es actuar como mentores de los usuarios en los procesos en los que necesiten información.

  • Entre noveles y hacedores. Licea de Arenas, Judith; Gómez Hernández, José Antonio PDF HTML

  • Innovación y mentorización para la formación en ALFIN: nuevos retos para las bibliotecas universitarias. Pinto, María PDF HTML

Desde Biblioblog queremos felicitar a Andoni Calderón Rehecho y a Patricia Hernández Salazar, respectivos coordinadores de los dos trabajos reseñados, por el resultado de los mismos, ya que son publicaciones que serán de gran utilidad como referentes teóricos y punto de partida para desarrollos prácticos.

 

Larga vida al Rock and Roll (y a las fonotecas)

Rock Estatal número 23

Rock Estatal especial 100 bandas de la década. Imagen original en el blog de Azagra, autor de la portada.

[Biblioblog] En otras ocasiones hemos comentado en este blog selecciones de discos realizadas por revistas profesionales, ya que consideramos que son una buena fuente de información para dotar a nuestras fonotecas de un equilibrio de estilos musicales que se ajuste a lo que los usuarios esperan encontrar. Así, hemos comentado las selecciones realizadas por la revista Rock de Lux, sobre los mejores discos de la década (2000-2009) o la del hoy portal musical Efe Eme, sobre los mejores discos españoles de las últimas décadas. Como no, dimos cabida en Biblioblog a las excelentes selecciones realizadas por críticos musicales de prestigio, como la destacable Guía de Ritmos Étnicos elaborada por José Miguel López para Civican o la monografía Los discos esenciales del pop español, de Jesús Ordovás, publicada por Lunwerg. En este afán de ofrecer al público bibliobloguero selecciones de discos y grupos queremos destacar una de las últimas aportaciones llegadas a los quioscos, que a su vez completa el hueco sobre un tipo de música que, a pesar de tener infinidad de seguidores, ser la que alimenta los circuitos de locales de música en directo y la protagonista de decenas de festivales, sigue siendo un estilo poco considerado por la crítica musical. Nos referimos al denominado rock estatal. En Biblioblog nos ponemos del lado de los duros y queremos dar a conocer a los más destacados intérpretes de este amplio género musical y difundir la revista en la que conviven. Si es un mérito que una revista musical perviva en el panorama español actual, mucho más lo es que se trate de una revista que consigue vivir al margen de las tendencias e influjos de opinión.

En junio de 2002 nace Rock Estatal, una iniciativa personal de Juan Palacios, que tenía la única intención de ser una fuente de información sobre grupos españoles que practicaran estilos de rock duro, heavy, punk y tendencias afines, ya fuera desde una perspectiva más radical o purista o bien interconectado ritmos, estilos, subestilos, metaestilos… El éxito experimentado en la web hace que en junio de 2007 el portal se convierta en revista impresa, que sigue editándose puntualmente en la actualidad, aparentemente de forma independiente (creemos que están al margen de los grandes grupos editoriales), lo cual demuestra que se trata de géneros con seguidores, tanto en la audición de estos estilos como en la lectura de contenidos, críticas, informaciones, etc. Al cumplir diez años de existencia como proyecto, la revista planteó a sus lectores la realización de una selección de las cien bandas más importantes del rock estatal y eso es lo que os retransmitimos desde Biblioblog, la selección de Las 100 bandas destacadas de la última década, a juicio de esta revista y de sus lectores. En el número especial, todavía en los quioscos, con portada de Azagra basada en la de St.Peppers, tenéis esta selección, con pequeñas entrevistas a sus integrantes en la que expresan sus opiniones también sobre la deriva del sector editorial musical. Por si acaso, os dejamos aquí la lista y nuestro deseo de que las bibliotecas dispongan de la capacidad económica suficiente para que no falten estos grupos en las fonotecas públicas.

Las 100 bandas más destacadas de la última década (2002-2012) según la revista Rock Estatal y 100 bandas que tienen que estar en las fonotecas de las bibliotecas públicas, según Biblioblog, cuando los prespuestos lo permitan:

A palo seko
Albert Pla
Albertucho
Angelus Apátrida
Ars Amandi
Asfalto
Tahúres Zurdos/A. Beltrán
Avalanch
Avulsed
Barón Rojo
Barricada
Benito Kamelas
Berri Txarrak
Betagarri
Boikot
Burning
Caskärrabias
Celtas Cortos
Dark Moor
Def Con Dos
Desastre
Dikers
Disidencia
Dixebra
Doctor Deseo
El Último Ke Zierre
Envidia Kotxina
Estirpe
Extremoduro
Fe de Ratas
Fito & Fitipaldis
La Polla Records / Gatillazo
Gérmenes
Gritando en Silencio
Habeas corpus
Hamlet
Héros del Silencio
Hora Zulú
Ilegales / Jorge Ilegal
Jorge Salán
Kaótiko
Koma
Ktulu
La Cabra Mecánica
La fuga
Lendakaris Muertos
Loquillo
Los Deltonos
Los Enemigos/Josele Santiago
Los Muertos de Cristo / El Noi del Sucre
Los Reconoces / Luter
Los Suaves
Lujuria
M Clan
Mägo de Oz
Mala Reputación
Malos Vicios
Mamá Ladilla
Marea
Medina Azahara
Memoria de Pez
Mojinos Escozíos
Narco
Nothink
Ñu
O’Funk’Illo
Obrint Pas
Obús
Pereza
Piperrak
Poncho K
Porretas
Quique González
Reincidentes
Rosendo
Rulo y La Contrabanda
Saratoga
Segismundo Toxicómano
Sex Museum
Silencio Absoluto
Siniestro Total
Sínkope
Ska-P
Skalariak
Skizoo
Skunk D.F.
Sôber
Sonotones
Soziedad Alkohólika
Stravanganza
Su Ta Gar
Sugarless / Huecco
Tako
The Locos
Tierra Santa
Topo
Transfer
Txarrena
Uzzhuaïa
Warky

Y no estaba muerto…

Twitter over capacity

Como Twitter, los de Biblioblog a veces estamos "over capacity". Pero nos puede el blog, asi que seguimos.

 … que estaba tomando cañas. Eso dice la copla y algo así nos ha pasado a los de Biblioblog, que muertos no estamos y de cañas estamos cuando nos dejan (que de momento las cervezas 2.0 saben como las 0.0, a otra cosa). Pero ¿por qué este parón en Biblioblog? Lo explicamos.

Como sabéis los que pasáis por aquí, los autores de Biblioblog estamos también entre los que liamos las tan mentadas bibliocatas, esas quedadas en las que combinamos las visitas bibliotecarias con el conocimiento de los sabores de las tierras, concretamente de los vinos que tenemos por aquí y por allí. La idea es sencilla: conjugar bibliotecas y bodegas. Sí, nos gusta conocer vinos y sus bodegas y nos gusta conocer bibliotecarios y sus bibliotecas, así que llevamos unas cuantas y todo tiene la pinta de que esto siga creciendo, que no sólo de Internet vive el hombre. Pero vamos al tema. En la última bibliocata -una de las pocas veces que los autores de este blog nos vemos presencialmente al año- pensamos en dedicarle más tiempo a Biblioblog. Nos gusta tener un espacio donde contar nuestras cosas y compartir aquellas opiniones o informaciones que pueden ser de interés para nuestros amigos (sí, al final le hemos puesto cara a casi todos los comentaristas y a muchos lectores). Así que pensamos que, ante nueva etapa, nueva edición: acababa de nacer Biblioblog, 4ª edición.

En la historia de Biblioblog cada nueva edición ha supuesto cambios, tanto de servidores, como de tecnologías, como en la plantilla de autores. Así que, ante la cuarta edición, cuarto autor. Y como en la bibliocata nos juntamos colegas en el sentido amplio y estricto del término, allí mismo cerramos el trato: teníamos cuarta edición y cuarto autor. Ahora sólo nos quedaba ponernos a trabajar y mientras decidíamos diseños, exportaciones-importaciones o todo tipo de complementos vistosos… dejamos sin alimentar la tercera edición, con la excepción del Día de la #biblioteca, experiencias en la que también tenemos mucho que ver. Y pasaban días y nos intercambiábamos mensajes y estábamos de acuerdo y mejor lo hacemos en verano y en verano estamos muertos y nos vamos de cañas y después seguimos diseñando y cerramos los detalles y no nos alcanza el tiempo y necesitamos días de 30 horas y nos encontramos en otoño y seguimos organizando… pero decidimos dar de comer al blog, que es como alimentarnos nosotros mismos, que nos puede, que son muchos años.

Amigas y lectores, lectores y amigos, Biblioblog tendrá una nueva edición, la cuarta, con un cuarto mosquetero (¿quién será?), pero mientras seguiremos activos en esta tercera edición e intenteramos sacar tiempo para irnos de cañas y contaros un poco de todo.

Salud.

Fernando, Jose y Natalia

 

Día de la #biblioteca 2012

El día de la #biblioteca es una acción internacional que tiene la finalidad de difundir a través de Twitter mensajes con la etiqueta #biblioteca para divulgar el valor social, cultural y educativo de los servicios bibliotecarios.

Día de la #biblioteca Imagen: blog http://uvejota.com

 Los orígenes

La primera experiencia data del 10 de agosto de 2009 y desde ese año, en la misma fecha, tuiteros de todo el mundo nos reunimos virtualmente y nos ponemos de acuerdo para aumentar la presencia de la biblioteca en el universo Twitter, concentrando el mayor número de tweets posible en un día.

El fin último es aumentar la visibilidad de las bibliotecas en este importante red social y, por consiguiente, en la sociedad en general. En este blog hemos comentando las ediciones de 2009, 2010 y 2011.

La próxima convocatoria es el viernes 10 de agosto de 2012, durante todo el día.

La edición 2012

Las ediciones de años precedentes persiguieron que la palabra biblioteca estuviera entre los trending topics de Twitter. Este año, la experiencia es todavía más ambiciosa y mucho más necesaria: queremos recordar el valor de la biblioteca, su función social y cultural y la necesidad de las bibliotecas como servicios públicos.

Las bibliotecas son imprescindibles y no puede verse como un gasto, sino como una inversión con resultados directos e inmediatos en la educación de las ciudadanos, en su formación y en su sentido crítico.

Este 10 de agosto de 2012 queremos aprovechar el día de la #biblioteca para mostrar nuestra profunda convicción de que las administraciones deben respetar las condiciones de servicio público de las bibliotecas. Somos conscientes del pésimo momento económico en el que se encuentran muchos países, pero también creemos firmemente que el deterioro en la prestación de servicios bibliotecarios es un medida que perjudica notablemente a los ciudadanos y repercute negativamente en el desarrollo social de los estados.

Los temas

Los contenidos de nuestro tweets pueden ser de muchos tipos, lo importante es que siempre estén acompañados del hashtag #biblioteca y que en cada mensaje se muestren nuestros valores. Te damos algunas ideas.

  • Reivindicaciones: tweets que defiendan el valor de la biblioteca. Este tipo de tweets son para todos los que creemos en las bibliotecas, en su necesidad y en el respeto al mantenimiento de condiciones óptimas para dar buen servicio. Ejemplos: ‘La #biblioteca no es un gasto, es una inversión’, “#biblioteca + bibliotecari@s, un derecho irrenunciable”.
  • Servicios: mensajes que difundan dónde estamos, qué hacemos, qué servicios ofrecemos, qué recursos tenemos, etc. Se trata de mensajes más orientados a las propias bibliotecas, para que se manden con la cuenta institucional. Ejemplos: “Recuerda que tu #biblioteca está en http://___ “, “La #biblioteca te ofrece diversidad de servicios http://___”, “Desde el catálogo de la #biblioteca puedes conocer nuestros recursos”, “Tutorial sobre el servicio ___ de la #biblioteca http://___”.
  • Resultados: cifras, datos, hechos, noticias, que muestren nuestro impacto en la comunidad. También es un tipo de tweets para mandar desde bibliotecas. Ejemplos: “El año pasado ___ personas usaron nuestra #biblioteca “, “La #biblioteca tiene ___ libros para ti”, “Nuestra #biblioteca en la prensa http://___”.
  • Recomendaciones: usuarios o profesionales pueden recomendar lecturas o recursos de su interés. Ejemplos: “La #biblioteca recomienda ____ “, “Una obra esencial ____, disponible en la #biblioteca”, “Gracias a la #biblioteca conocí ____”, “Guía de lectura sobre ____ #biblioteca”.
  • Multimedia: fotografías y vídeos sobre bibliotecas. Ejemplos: “Una foto de nuestra #biblioteca http://___”, “Vídeo sobre el uso del cátalogo de la #biblioteca”, “Te presentamos al club de la lectura de la #biblioteca”.
  • Recursos: enlaces a webs de interés general disponibles en Internet. Ejemplo: “La #biblioteca recomienda: Biblioteca Virtual de Prensa Histórica http://prensahistorica.mcu.es”.
  • … y todo aquello que  consideres, siempre con la etiqueta #biblioteca.

 

Compartir Compartir nota en Twitter Compartir nota en Facebook

Bibliocatarios: la cuarta bibliocata da en el blanco

Biblioteca Municipal de Olmedo

Biblioteca Municipal de Olmedo

Un año más nos reunimos bibliotecarios y especies afines en torno a dos de nuestras aficiones: las bibliotecas y la cultura (enológica). Dicho menos formalmente: la cuarta bibliocata está ya convocada. El sábado 10 de marzo nos volveremos a reunir bibliotecarios y bibliotecarias para conocer una biblioteca y para proceder a la cata anual. En esta ocasión hemos elegido el entorno de Rueda (Valladolid), donde probaremos sus vinos blancos, una vez hecha la visita a la Biblioteca Municipal de Olmedo, también en Valladolid. Seguimos visitando bibliotecas municipales y aprendiendo y degustando variedades de vino, en esta ocasión dejamos riojas y riberas y nos vamos al blanco de Rueda.

La convocatoria está abierta a las personas que deseen asistir, para ello sólo pedimos que te gusten las bibliotecas y que estés a gusto hablando de bibliotecas mientras tomas unos vinos con compañeros. Como otros años, la bibliocata incluye la visita a una biblioteca (Olmedo) y a una bodega (Mocén), donde también comeremos.

Puedes venir con parejas o amistades (incluso niños), pero te pedimos que nos lo comuniques en el formulario que hemos preparado, para poder organizar la comida y tener tu contacto para enviarte las informaciones sobre la bibliocata que vayan surgiendo. Los que nos desplacemos tenemos pensado hacer noches en Medina del Campo (ver Oficina de Turismo)

Los datos del programa son los siguientes:

Sábado 10 marzo 2012

  • 9:30 h. Visita a la Biblioteca Pública de Olmedo: P/ Mayor nº 12 Olmedo. Se trata de una biblioteca con interés arquitectónico y mucha actividad como biblioteca municipal.
  • 12:00 h. Visita Bodegas Mocén: La visita incluye bodega (2 km de bodega, con alguna parte del S. XVI, pinacoteca y biblioteca. Calle Arribas 7-9 Rueda.
  • 14:30 h. Comida en la misma bodega. Precio menú 40€ (menú infantil 20 € en ese caso indicarlo en el campo observaciones del formulario)

Domingo 11 marzo 2012

  • Si hay personas interesadas, nos iremos de Visita a Urueña (Villa del Libro), para conocer el pueblo histórico, las librerías y la exposición permanente “Entre líneas” sobre historia del libro.

Indica en el formulario si te unes a la bibliocata en la biblioteca o en la bodega y si te interesa la visita del domingo.

Si quieres conocer cómo fueron las anteriores bibliocatas puedes consultar las siguientes direcciones:

Biblioblog: Bibliocata 2009 Elciego | 2010 Peñafiel | 2011 Briones
Pinterest: Fotos de las bibliocatas
Flicker: #bibliocata

Ya sabes, si trabajas (con gusto) en bibliotecas y si quieres tomarte un vino con otros bibliotecarios, te esperamos en la cuarta bibliocata.

Compartir Compartir nota en Twitter Compartir nota en Facebook