40 libros, 30 películas, 160 discos

[Biblioblog] Rock de Lux, una de las pocas revistas españolas especializadas en música moderna que resiste en nuestros quioscos (junto a Ruta 66), cumple 25 años y, para celebrarlo, ha publicado en su número 278 de noviembre de 2009 un especial dedicado a lo mejor de la década 2000-2009: discos, canciones, películas, libros, cómics y conciertos. Además de gustarme personalmente estos monográficos, me parecen muy útiles para el desarrollo de colecciones bibliotecarias. Tendemos a estar muy despistados ante cualquier panorama editorial. Es habitual que estemos influenciados por las listas de los más vendidos, leídos o radiados. Con frecuencia los suplementos de los diarios sirven de única pauta para saber qué-tenemos-que-tener en nuestra biblioteca, si queremos estar al día. Pero uno se topa con especiales como el de Rock de Lux, donde peridiostas especializados en música moderna (sí, existen) ofrecen su lista de favoritos y… nada que ver con los top-ten, principales o superventas. Comulgaremos o no con los gustos de la plantilla de críticos de RdL, pero se trata de una excelente aproximación a la actualidad y la calidad, mezclando géneros, palos y tendencias. Todo muy documentado y argumentado. No se trata de simples listas, sino de verdaderas críticas, hechas con rigor y con el aporte de datos que necesitamos para intuir la  calidad e interés necesarios para tomar la decisión de incorporar o no las obras a nuestros fondos. Además, como gusta hacer esta revista en sus especiales, RdL traza el mapa de nuevos estilos sonoros en el siglo XXI: nu progressive, neohippy hop, breakbeat garage, stadium pop, dark folk… siempre con ejemplos de grupos y muestra de raíces de las que proceden los estilos. Ya no nos pillarán desfasados nuestros usuarios, je.
Las listas que nos pueden interesar, sobre todo a bibliotecas públicas, son las relativas a libros, películas y discos. RdL ofrece los mejores 20 cómics, fundamentalmente del género de la novela gráfica, y 20 libros, todos del gusto de la revista: Bolaño, McCarthy,McEwan, Murakami o Saviano. 40 novelas, 20 de ellas gráficas, algunas habituales de las listas de éxito, pocas sobre el mundo musical, todas con un hueco en nuestras bibliotecas. Además, se han elegido las 30 películas más destacadas de la última década, también con la impronta de estilos y querencias de RdL. Exentos de complejos y sin presumir de ilustrados, mezclan cine Made in Holliwood con producciones de escaso alcance mediático. También en cine la lista está bien conseguida y hará feliz a una franja de usuarios que va desde el público juvenil (el que no se pirra por Física y química) hasta el maduro de ojos abiertos. Sólo una película española: La leyenda del tiempo, de Isaki Lacuesta.
Pero el fuerte de esta revista es la música, así que el grueso del especial está destinado a desgranar las mejores canciones y discos. Las 15 mejores canciones se ilustran de la mano de dibujantes y creadores gráficos y esla lista está compuesta sobre todo por música para bailar, que se note que seguimos siendo optimistas. La producción nacional de discos está representada por los 60 mejores álbumes de la década que, junto a los 100 discos internacionales, forman una excelente fonoteca básica, con estilos dispares, con la omnipresencia del espíritu indie y con guiños a guindas de música de raíz. Este biblioblog no va a dar nombres. En la revista (9,5€) está todo y hay que apoyar la edición de revistas musicales, no sea que nos pase como con Efe Eme y nos quedemos sin otra buena pata de la crítica especializada. Efe eme sustituyó la revista impresa por un portal web, que sigue siendo de mucha utilidad para la selección de discos.
En relación a este número de RdL, y hablando de Efe Eme, hay que recordar que esta revista, en su número 50 (julio/agosto 2003), publicó la lista de “Los 100 mejores discos del pop español”, aunque en realidad la relación era de 200 títulos. El esquema el mismo: un gran grupo de especialistas votaron lo que a su juicio eran las mejores canciones a partir de la década de los 60 hasta 2003. Fue un buen potaje de estilos y discos, que recomendamos a las bibliotecas para su colección indispensable de la música española de finales del siglo XX. Y, ya que la nota ha derivado hacia la selección de recursos sobre música, no hay que olvidar que el número 200 de RdL también seleccionó los mejores discos nacionales e internacionales del siglo XX, que serviría de complemento retrospectivo a este especial de noviembre de 2009. Además, el mercado editorial ofrece guías como “1001 discos que hay que oír antes de morir” (Grijalbo) o la reciente Los discos del cambio: Los álbumes que marcaron la historia del pop-rock: Y las 500 canciones que hay que conocer (Ma non tropo). Larga vida al r’n’r.

Travesía se convierte en repositorio

[Biblioblog] En el año 2000 nació Travesía, como portal de enlaces, documentos y recursos de interés bibliotecario. Desde ese año, la Subdirección General de Coordinación Bibliotecaria, administradora del portal, fue incorporando la documentación generada en encuentros y congresos relacionados con bibliotecas, así como enlaces a sitios web de otros países desde los que se podían consultar declaraciones, artículos, actas, etc. Desde hace unos días, Travesía es un repositorio de documentos a texto completo, realizado a partir de Dspace, empleando metadatos Dublin Core y siguiendo los diferentes estándares de archivos abiertos, lo que le permite ser recolectado por otros servicios como Hispana, excepcional proyecto de integración de colecciones digitales, también coordinado por la Subdirección General de Coordinación Bibliotecaria del Ministerio de Cultura y que acaba de estrenar imagen.

Travesía ofrece ahora una colección amplia de normativas, tanto legales como procedimentales. Por una parte, reúne las principales normas legales de temática bibliotecaria y jurisdicción europea, estatal y autonómica; por otra parte, ofrece pautas y directrices de carácter bibliotecario. Además, en Travesía se han agrupado publicaciones del Ministerio de Cultura y las actas de las diferentes ediciones del Congreso Nacional de Bibliotecas y del Encuentro Bibliotecas y Municipio.

15 años de la Biblioteca Pública Internet

[Biblioblog] La Biblioteca Pública Internet (Internet Public Library, IPL) cumplirá en 2010 sus primeros quince años de existencia. Somos muchos quienes hemos enlazado o recomendado IPL durante todo este tiempo, ya que fue uno de los primeros directorios de recursos de Internet que aparecieron y uno de los pocos recursos de este tipo que no ha perdido el ritmo en todo este tiempo. Además de la selección comentada de recursos,ofrecen un servicio de referencia digital. El secreto de IPL ha sido saber aplicar criterios de calidad a la hora de seleccionar sus contenidos, que pueden ser consultados de forma automática o, mucho mejor, por temas. Sobre todo es útil su sección de referencia, en la que agrupan fuentes de consulta de múltiples tipologías.

Aunque nunca ha dejado de estar presente, IPL vuelve a ser noticia, porque ha decidido celebrar su 15º aniversario con páginas especiales dedicadas a quince tecnologías o servicios de Internet de especial valor o interés. Su primer y segundo hechos ya están en línea. Los blogs y microblogs han sido los primeros temas elegidos para sus 15 things, que irán desgranando hasta el 17 de marzo de 2010, fecha en la que IPL cumple sus 15 años. A través de una wiki creada para la ocasión, los contenidos se muestran de forma organizada, comenzando por la definición, ofreciendo datos el tipo de servicio, ejemplos, enlaces y lecturas relacionadas.

IPL es una uniciativa en la que participan estudiantes de diferentes universidades de Estados Unidos, sobre todo de estudios de  información y documentación.  A todos ellos, felicidades y que cumplan muchos más.

Anuario de Bibliotecas Españolas 2009

Presentación Anuario Bibliotecas Españolas 2009La Fundación Alonso Quijano ha editado el Anuario de Bibliotecas Españolas 2009.  La presentación oficial se realizó en el seno de las XI Jornadas Españolas de Documentación y, en la misma, los responsables de la edición describieron los contenidos de esta obra que, por segundo año consecutivo, recoge contenidos sobre la situación de las bibliotecas en España y recursos de información de interés profesional. Como en la edición de 2008, el Anuario se divide en dos grandes bloques: Bibliotecas españolas y Recursos para bibliotecarios, bibliotecas y usuarios. La primera parte es un estado de la cuestión de las diferentes tipos de bibliotecas en nuestro país. Así, hay capítulos dedicados a la Biblioteca Nacional, bibliotecas públicas, escolares, universitarias y científicas, etc. Los capítulos presentan el panorama nacional, pero también los autonómicos o los relativos a consorcios y redes concretas. Estos informes aportan documentación de primer orden, ya que siempre están redactados por los responsables de los sistemas bibliotecarios que describen. Así, el Anuario  se ha convertido en estos dos primeros años de existencia, en una eficaz obra de referencia de carácter enciclopédico, ya que aporta los datos necesarios para estar al día de la realidad bibliotecaria en España y sus autonomías. De igual forma, la sección de recursos es una guía práctica de empresas, servicios, herramientas, centros, fuentes de información, etc. Los apartados de este bloque se han agrupado en Recursos para bibliotecarios (Fuentes de información; Centros para la formación; Mundo profesional), Recursos para bibliotecas (empresas, programas); y Recursos para los usuarios (bibliotecas digitales, fuentes de referencia, etc.).

La coordinación general ha sido responsabilidad de Conchi Jiménez (en la foto), quien ha contado con un extenso comité científico. El resultado ha sido una excelente obra de información y consulta, en la que se describe la situación de las bibliotecas españolas y se ofrecen recursos para profesionales. Junto al Anuario ThinkEPI, los profesionales españoles disponen de dos herramientas esenciales para estar al día de los ámbitos de las bibliotecas y de la documentación.

Foto: Flickr de Fesabid

Portal de Bibliotecas de Castilla y León

La Junta de Castilla y León ha presentado el portal de Bibliotecas de Castilla y León, a través del cual quiere integrar la información relacionada con las bibliotecas de esta comunidad, así como el acceso a sus catálogos y a los datos relativos a los planes de fomento de la lectura. La nueva web es un escaparate colectivo sobre los servicios que ofrecen las bibliotecas de Castilla y León. Desde el portal, se informa de colecciones, servicios, actividades, etc. Asimismo, se ofrece un directorio de bibliotecas de Castilla y León y enlaces a recursos sobre esta región. Las bibliotecas provinciales disponen de espacios específicos en el nuevo portal, desde donde ofrecen información y servicios web a sus usuarios. Las noticias que genera cada biblioteca se pueden consultar de forma colectiva. De igual forma, está accesible de forma común la agenda de actividades y las publicaciones electrónicas de las bibliotecas de la red de Castilla y León.

Directorio de bibliotecas de titularidad estatal

El Ministerio de Cultura ha editado el Directorio de Bibliotecas de Titularidad Estatal. Se trata de una obra impresa donde se recogen los datos de localización de todas aquellas bibliotecas que dependen de órganos de la Administración General del Estado. Así pues, se ofrece información de bibliotecas de todos los ministerios y sus agencias e institutos, de las Cortes Generales, de órganos del poder judicial y de otras entidades como el Banco de España, el Consejo de Estado, el Consejo de Seguridad Nuclear, el Consejo Económico y Social, el Defensor del Pueblo, la Corporación Radio y Televisión Española, el Tribunal Constitucional y el Tribunal de Cuentas. Se trata de una fuente de información única, ya que es la primera vez que se reúnen en un mismo recurso los datos de todas aquellas bibliotecas que son sostenidas con los prespuestos generales del Estado: embajadas, museos nacionales, archivos estatales, organismos de investigación, centros militares, bibliotecas públicas estatales, juzgados, reales academias, etc. El directorio puede ser solicitado a través del Servicio de Publicaciones del Ministerio de Cultura.

Buscadores en webs de biblioteconomía

Las tecnologías de la web social posibilitan que los recursos de información sean compartidos, ya que se basan en aplicaciones abiertas donde la interoperabilidad está asegurada. Los usuarios pueden personalizar webs y servicios, según sus necesidades. Por ejemplo, son diversas las posibilidades existentes para configurar buscadores especializados en un ámbitos u orientados a un tipo concreto de páginas. Servicios como Rollyo y Swicki o los motores personalizables de los grandes buscadores como Google y Yahoo, a través de sus servicios Search Monkey y BOSS, que sustituyen a su Yahoo Search Builder, permiten disponer de un formulario de consulta particular en la página web de la persona o institución que ha creado dicho buscador personalizado, además de que posibilitan que el usuario elija los recursos donde se quiere realizar las búsquedas. Así, son varios los servicios de consulta que, empleando estas tecnologías, han creado buscadores especializados en biblioteconomía, como son Blogs sobre Información y Documentación, con medio centenar de sitios seleccionados, y SeekLIS, que permite la consulta simultánea a un centenar de blogs especializados, ambos creados y España. En el ámbito internacional, los buscadores verticales personalizados más destacados son Libworm, que busca en 1.500 fuentes relacionadas con biblioteconomía, información y documentación, Liszen, que interroga unos 750 recursos y que permite integrar su buscador a la barra de motores de Mozilla Firefox, y Librarian’s E-Library, que dirige su consulta a unos 300 sitios y que también emplea la API de Google. se trata de buscadores a la carta, una solución para personalizar nuestras webs, creando motores de búsqueda que sólo consulten los sitios y recursos que previamente se han seleccionado, aquellas webs que más interesen a nuestros usuarios y a nuestra biblioteca.

Geocultura, el mapa cultural español

A finales del pasado mes de julio el Ministerio de Cultura presentó Geocultura, una aplicación web basada en Google Maps en la que se localizan geográficamente las principales instituciones culturales del país, entre las que se encuentran unas 5.000 bibliotecas públicas, 453 archivos, 1.420 museos y los 40 bienes declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, así como otras organizaciones de carácter cultural. A ellas se añadirán en sucesivas etapas nuevas localizaciones.
La disponibilidad de herramientas gratuitas de geolocalización ha abierto un nuevo frente de posibilidades en la web: el lanzamiento del sencillo, gratuito y reutilizable Google Maps (su API es sin duda una de las más reinterpretadas) a finales de 2005 y de otros servicios similares ha popularizado la descripción de objetos en términos de latitud y longitud, que es en lo que consiste básicamente la geolocalización; sírvannos como ejemplos de ello Flickr, Panoramio o YouTube, que permiten localizar geográficamente sus fotos y vídeos. Cada vez es más frecuente encontrar en cualquier sitio web un mapa para mostrar la ubicación de lugares, tendencia a la que se ha unido el Ministerio con esta iniciativa.

Fondo histórico de literatura infantil

El Centro Internacional del Libro Infantil y Juvenil (CILIJ) de la Fundación Germán Sánchez Ruipérez de Salamanca ha incorporado al catálogo del Fondo Histórico Antiguo las imágenes correspondientes a las cubiertas o portadas de los libros incluidos en este catálogo. Este fondo está compuesto por 1413 títulos de obras de literatura infantil y juvenil publicadas con anterioridad a 1959. Está disponible para su consulta en el Catálogo de Fondos Especiales del Centro de Documentación del CILIJ. En este catálogo se puede consultar la colección histórica, compuesta por obras de literatura infantil y juvenil publicadas con anterioridad a 1959 (Fondo Histórico Antiguo), las editadas a partir de 1960 (Fondo Histórico Moderno), así como recopilatorios de autores españoles (Biblioteca de Autor).

Anuario ThinkEPI 2008

El Grupo ThinkEPI, constituido por varios profesionales de las ciencias de la información en todas sus áreas, publicó en el mes de abril la segunda edición del Anuario ThinkEPI, en el que se retrata la actividad profesional durante el pasado año 2007. En esta publicación de casi trescientas páginas se recopilan las notas divulgadas por el Grupo durante ese año sobre estados de la cuestión en diferentes materias de actualidad a través de su blog y de la lista de distribución IWETEL, así como las discusiones al hilo de ellas. Además se recoge una selección de noticias extraídas de IWETEL y DocuMenea sobre los sucesos más relevantes del pasado año en este ámbito. Se cierra el documento con un artículo de Emilio Delgado López Cozar y Mercedes de la Moneda Corrochano en el que se desglosan las cifras de la profesión durante ese año: estadísticas bibliotecarias y de la edición, órganos de la administración bibliotecaria, colectivos profesionales y congresos, jornadas y encuentros celebrados.