Iniciativas de bibliotecas digitales

Hace un año Google dio los primeros pasos de su biblioteca digital con la construcción de Google Book Search, hasta hace poco conocido como Google Print. Para este proyecto se asoció con editores e importantes bibliotecas (cuatro norteamericanas y una europea), con la pretensión de digitalizar unos 15 millones de libros. Debido a problemas con los derechos de autor, este proyecto ha sufrido numerosas críticas y denuncias por parte de las asociaciones de editores norteamericanas, que han supuesto su ralentización e incluso su paralización temporal.
Poco después, otro gran buscador, Yahoo, reacciona liderando el proyecto Open Content Alliance (OCA) en el que intervienen Microsoft, HP y Adobe así como una docena de bibliotecas norteamericanas y europeas. Aunque todavía no está operativo, pretende la digitalización de 150.000 libros en una primera fase. Eso sí, se comprometen a pedir el permiso correspondiente para la publicación en Internet de cada imagen digitalizada, para así evitar los problemas que arrastra Google. En este proyecto es significativo el acuerdo alcanzado entre Microsoft y la Biblioteca Británica para la digitalización de 100.000 libros.
Google vuelve a la carga la primera semana de noviembre, anunciando la nueva colección de libros digitalizados, en su mayor parte libros antiguos de dominio público y que pretende completar con libros actuales en un breve periodo de tiempo.

Anuncios